Recientes

Consejos para combatir el Jet-Lag en tus viajes de negocios

Jet Lag Viajes de Negocios

Los viajes de negocios suelen ser largos y causar el conocido "Jet-Lag", es decir, la desincronización temporal de las funciones del cuerpo tras un viaje largo en avión. La especialista en nutrición Natalia Losana comparte algunos consejos para evitar el Jet-Lag mediante un plan de alimentación y una adecuada estrategia de adaptación. 

El Jet-Lag puede dejarnos fuera de juego si no estamos preparado, alterando nuestro sueño, capacidad cognitiva, concentración, desorientación, fatiga, mareos, falta de apetito, desmotivación, trastornos gastrointestinales, entre otros. A nuestro cuerpo le toma unos días poder ajustarse a la nueva situación, el tiempo de adaptación oscila de un día a día y medio por cada huso horario traspasado.

En caso de vuelos hacia el oeste, hay una menor repercusión sobre el ritmo del sueño, nos despertamos antes, se necesita un día de adaptación por cada hora de diferencia.  Si los vuelos son hacia el este existe una mayor dificultad para ajustarse al horario, y se necesita un día y medio de adaptación por cada hora de diferencia.

De esta forma, explica Losana, dependiendo de la dirección del vuelo se debe planificar llegar a los destinos ubicados al este durante el día y al oeste durante la noche. Agrega que es importante saber cuántas zonas horarias se van a cruzar y de cuánto tiempo dispones para adaptarte, antes comiences a realizar la actividad por la cuál has realizado tu viaje de negocios.

Adaptación a través de la comida

  • Los alimentos altos en carbohidratos y bajos en proteínas relaja y facilita el adormecimiento y el sueño. Por el contrario, una dieta alta en proteínas y baja en carbohidratos aumenta la adrenalina y no permite descansar al viajero.
  • En el desayuno se sugiere comer más proteínas, mientras que en la cena comer más carbohidratos.
  • Evitar comer en la noche alimentos grasos, picantes, chocolates, vino tinto, quesos, embutidos.  Todo estos contienen una sustancia llamada “arrinas biógenas” que dificultan el sueño.
  • Los alimentos que facilitan el sueño son los lácteos, pescados blancos, plátano, piña, palta, cereales, frutos secos, legumbres, pasta, cereales, arroz y pan.
  • El café puede servir para acelerar la readaptación del viajero, ayudando a despertar y estimular al viajero en la mañana.

De esta forma, una dieta alimenticia bien planificada y una estrategia de adaptación según las zonas horarias, son dos fórmulas que pueden servirte para realizar un viaje de negocios que no te desconcentre o afecta de cierta forma el objetivo central de tu viaje.

Fuente: RevistaTravelManager

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: